Economía marxista para el Siglo XXI

Archivo para la Categoría "Neoliberalismo"

El neoliberalismo como “proyecto de clase”: Entrevista a David Harvey

neoliberalismosaqueoPor Elasa Boulet

En esta entrevista, David Harvey, evoca asimismo las transformaciones de la clase obrera, la situación en Europa y en EE UU, el papel que pueden desempeñar los intelectuales críticos, y defiende la necesidad de construir una visión utópica si se desea cambiar el mundo. En esta entrevista, David Harvey retoma el análisis de la crisis del capitalismo, entendida como crisis del “proyecto de clase” que es el neoliberalismo. Evoca asimismo las transformaciones de la clase obrera, la situación en Europa y en EE UU, el papel que pueden desempeñar los intelectuales críticos, y defiende la necesidad de construir una visión utópica si se desea cambiar el mundo. David Harvey es geógrafo y profesor investigador de la City University de Nueva York. Sus escritos abordan en particular la dinámica reciente del capitalismo y la urbanización desde una perspectiva marxista.

(más…)

La vigencia actual de El capital

giro izquierdaPonencia presentada con motivo de la V Semana de Ciencias Sociales en la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional el 25 de octubre del año 2009. El texto fue facilitado por el señor Hinkelammert, tan solo se corrigieron algunos errores menores (los no ortográficos se describen en las anotaciones). El texto no corregido puede consultarse en la página http://www.pensamientocritico.info.

Franz Hinkelammert

I. Introducción

Quiero agradecer la invitación para inaugurar esta Cátedra Virtual de Diálogo e Investigación Karl Marx, que hoy se va a iniciar.

Creo, que este es el momento de reflexionar sobre lo que es el método del pensamiento crítico de Marx, como se presenta en especial en su libro: El Capital. No quiero resumir todo el pensamiento Marx. Eso sería algo imposible. Por eso quiero concentrarme en su método. (más…)

Mercados de carbono


La neoliberalización del clima

by Larry Lohmann

first published 10 March 2012

Mientras la vorágine neoliberal aceleraba la destruccion del planeta, los gobiernos del Norte auparon un festín para los grandes contaminadores transformando la contaminación en otra mercancia globalizada. Su gran descubrimiento fueron los mercados de carbono. En este libro, Larry Lohmann desmonta la lógica y dinámica de los mercados de carbono que promueven la corrupción, empeoran la contaminación y excluyen todo esfuerzo por abandonar la dependencia de los combustibles fósiles.

Descargue el libro en The Corner House un sitio web dedicado a la lucha por la justicia social y la preservación ambiental.

application/pdf iconMercados de carbono FINAL.pdf

Tesis sobre Europa

 Pedro Montes

Europa es un problema

Los cambios geopolíticos y económicos que están teniendo lugar han cogido a la Unión Europea en unas pésimas condiciones para adaptarse y reaccionar. El  centro de gravedad de la economía mundial se está desplazando y Europa ha generado una crisis propia derivada del proyecto mal concebido de la unión monetaria, sin perjuicio de que se desatara  y haya sido agravada por la crisis financiera internacional,  surgida en septiembre de 2008 con la quiebra de Lehman Brothers.

La integración europea ha pasado por vicisitudes de todo tipo, por encrucijadas diversas, pero ahora, lo que se puede entender por la crisis del euro,  coloca esta vez a Europa en una insólita  situación: la crisis del  puede sacudir y romper   la unidad monetaria y representar un retroceso incontrolable del proyecto de la construcción europea.

Como se dijo en su día con toda justificación, la moneda única vio la luz por decisiones políticas, pues las condiciones económicas distaban de crear el contexto propicio para imponer una moneda única en un conjunto de países tan desiguales. En ese afán político primó que el euro constituía la clave de bóveda de una concepción del futuro europeo fundamentado en la ideología del neoliberalismo.

(más…)

A lost decade of income growth for -US- working-age families

By Josh Bivens | August 30, 2012

The forthcoming State of Working America, 12th Edition documents that most Americans have seen a “lost decade” for measures of living standards progress such as wages, wealth and income. The figure below shows one such example, charting the growth of median income for working-age families. This measures the income of the household that is in the exact center of the income distribution; they have higher income than half of all working-age families and lower income than the other half. The chart focuses on working-age households because they are the ones most affected by the wage stagnation and eroded employment opportunities that have been evident over this decade.

The poor labor market performance of the last decade has clearly damaged the incomes of these working-age families. These incomes never recovered their 2000 peak during the recovery and expansion that followed the 2001 recession. They then fell precipitously following the onset of the Great Recession, declining more than 7 percent ($4,926) between 2007 and 2010.

Fuente: http://www.epi.org/publication/lost-decade-income-growth-working-age-families/

En resistencia : Lo (poco) que va de la imposición de Peña Nieto a la imposición de las reformas neoliberales

Neoliberalismo chupasangre

Armando Bartra
1. Así como el chamaco que ya no cree en Santaclós le sigue enviando cartas para que las lean sus padres, así la izquierda que ya no cree en el Trife le sigue enviando pruebas del cochinero, para que los ciudadanos se enteren de lo que ha sucedido. Porque después de tres fraudes nomás faltaba que siguiéramos creyendo en Santaclós, pero mucha gente no sabe lo que en verdad ocurrió, y hay que seguir proclamándolo, más que de cara a la autoridad electoral, de cara a la nación.

Ya sabemos lo que va a resolver un Trife cuyo presidente adelantó su fallo diciendo que nadie ganará en el tribunal lo que perdió en las urnas. Pero seguimos con nuestros reclamos. En beneficio de la credibilidad, no se vale anticiparse: no podemos dar por cancelado el alegato legal manifestando nuestra inconformidad antes de que el Trife de su veredicto, pero menos aun se vale adelantarse al fallo anunciando que lo aceptaremos, sea el que sea.

Así, de la especie de Consenso de Acapulco, promovido por la izquierda institucional, lo menos que se puede decir es que fue anticipado. Que los picudos del PRI y el PAN se reúnan a planear su trabajo bajo la administración de Peña Nieto es natural, pues para ellos este arroz ya se coció, pero que lo haga la izquierda cuando el Frente Progresista está pidiendo la anulación de los comicios, y sin que ese sea el tema único del encuentro, equivale a bajarse de un barco que –torpedeado y todo– sigue navegando, sólo porque en el fondo quieren que se hunda. En estas condiciones nadie debe extrañarse de que no haya asistido el timonel.

2. La desvergonzada compra, coacción e inducción del voto en que incurrió el PRI; fraude realizado impunemente gracias a la complicidad de las instituciones electorales y a que cuenta con la anuencia del gobierno federal y del PAN, pero también la de todos los que reconocieron –o reconocerán– el tramposo triunfo de Peña Nieto, es una señal. Un mensaje de la oligarquía y sus personeros, en el sentido de que mientras sean dueños del gran capital, manejen los medios masivos de comunicación, dispongan de los recursos fiscales y otros dineros, tengan encorraladas a las clientelas corporativas y controlen las instituciones comiciales, ellos seguirán gobernando y la izquierda no accederá a la Presidencia de la República por la vía electoral.

El descrédito de la democracia y la renovada ilegitimidad de los gobiernos ilegítimos resultantes de esta decisión son costos que el poder económico y sus cada vez más cínicos personeros están dispuestos a pagar, con tal de conservar el poder político. De lo reiterado de los fraudes (1988, 2006 y 2012) se concluye que no estamos ante ocasionales violaciones a la legalidad sino ante un defraudador serial: un sistema estructuralmente perverso donde el monopolio del poder se reproduce a si mismo al margen de la voluntad libre de los ciudadanos.

3. El mensaje político de los poderes fácticos es claro: la izquierda debe dar por cerrada la vía electoral. Pero pienso que ni la izquierda ni los ciudadanos progresistas aceptaremos el ultimátum. En bien del país seguiremos trabajando para cambiar el régimen por la vía democrática. Lo que no podemos es repetir el numerito y concentrarnos desde ahora en preparar el dispositivo comicial de las próximas elecciones presidenciales.

Ha quedado claro que en México no se ganan elecciones sólo preparándose para las elecciones, es necesario también construir un poder social: crear una correlación de fuerzas que impida el fraude. Porque el problema no son vicios comiciales que pudiéramos contrarrestar mediante otra reforma política y una mejor preparación de nuestro ejército comicial, lo que padecemos es una imposición sistémica, y como tal hay que enfrentarla. No basta con vigilar celosamente las elecciones, es necesario cercar socialmente al sistema para evitar que siga imponiendo a sus representantes.

Este cerco empieza por demandar la anulación de los comicios, como lo vienen haciendo AMLO, Morena y el Frente Progresista, pero también por el rechazo a un autoritarismo sistémico histórico que no se agota en el más reciente fraude electoral. Y en esto, el obradorismo no esta sólo. Desde mayo se desató un impetuoso movimiento contra la imposición del candidato de la derecha, en que participan actores curtidos en la resistencia como el FPDT, el SME y la CNTE, y movimientos estudiantiles emergentes como #YoSoy132.

4. Pero la imposición no es el único mensaje amenazante. Además del comunicado político autoritario, hay un claro mensaje económico neoliberal: la derecha ha anunciado también su decisión de seguir sacrificando al país en aras de la oligarquía y las corporaciones internacionales. Y para esto son necesarias las llamadas “reformas estructurales” faltantes, que tienen que ver con un cambio aun más regresivo en el régimen fiscal, de modo que los pobres paguen más y los ricos poco o nada; una nueva ley federal del trabajo que legitime el outsourcing y cancele derechos laborales históricos; cambios en el marco constitucional que permitan seguir extranjerizando nuestro sistema energético; mudanzas legales por las que se acabe de privatizar la seguridad social, los institutos públicos de salud y el sistema educativo.

Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2012/08/26/politica/008a1pol

La globalización, o la razón del más fuerte

Joaquín Arriola

Con la crisis que se desencadenó en 2007 en los países desarrollados, se ha puesto en marcha una nueva ola de políticas neoliberales que buscan cargarle a los trabajadores la factura de de la etapa de consumo alegre y despreocupado precedente de la que no han sido los beneficiarios, y de una crisis que no han provocado. Sin embargo, los trabajadores europeos, norteamericanos y de otros países desarrollados no solo no parecen especialmente preocupados con las nuevas políticas, sino que son ellos precisamente los que con frecuencia votan y llevan al poder a los políticos y los partidos de las defienden.

Esta aparente paradoja se explica ciertamente por la enorme maquinaria de propaganda en la que se han convertido los medios de comunicación social (a fin de cuentas, no es por casualidad que el gobierno de Estados Unidos dedica más de 1.800 millones de dólares al año a investigaciones psicológicas) que ha llevado a que en la opinión pública se asiente la idea de que la evolución de la economía se ha convertido en un proceso autónomo, sobre el cual la política tiene una influencia en el mejor de los casos limitada. Y ello parece ser así como consecuencia de un proceso, acelerado en los últimos años, de internacionalización creciente de los flujos y las estructuras económicas, lo que se ha venido a denotar la “globalización”.

(más…)

Nube de etiquetas